Bienvenido al movimiento Save the Children

CONOCE A ADRIANA #12MESES12HISTORIAS

aDRIANA

 

Adriana, de 10 años, vive en una zona de invasión en Cancún, Quintana Roo. Su casa, como la de la mayoría de sus vecinos es una vivienda improvisada con madera y cartón.

Su familia está compuesta por su mamá, que es trabajadora doméstica, su padrastro que es pescador, tres hermanos y una hermana que ya tiene su propia familia.

“Me gusta que me llamen Adriana, tengo 10 años y vivo en Cancún. Me gusta comer espagueti, me encanta ir a la playa, me gusta jugar con mis amigos y de grande me gustaría ser maestra”. 

Ayuda a que miles de niñas y niños como Adriana logren sus sueños

Hoy Adriana, que cursa 5º año de primaria, es una niña muy distinta a la que llegó a la ludoteca hace unos meses. Ella era extremadamente tímida y se encontraba muy afectada por el abandono de su padre y la pérdida de su hermanito menor, al que su padre se llevó.

Las ludotecas son espacios amigables en los que con distintas actividades y mucho juego impulsamos el desarrollo de las niñas y niños, fortaleciendo su autoestima y reforzando valores. Les enseñamos a cuidar de sí mismos y estimulamos su curiosidad natural por aprender.

La niña pasaba muchas horas sola en casa, además que las dinámicas familiares eran muy complicadas. En una ocasión su hermana pasó por la ludoteca donde Save the Children trabaja y nos comentó que Adriana estaba muy deprimida e iba muy mal en la escuela: cursaba quinto año y aún se le dificultaba mucho la lectura.

Niñas y niños que permanecen solos en casa son más propensos a sufrir accidentes y abusos ¡Ayúdanos a protegerles!

Dentro de las actividades en la ludoteca, Adriana comenzó a integrarse poco a poco a sus compañeras y compañeros, además compartió sus sentimientos con las y los promotores de Save the Children, quienes también le apoyaron a mejorar su lectura y escritura.

Otro cambio muy significativo es que Adriana mejoró la relación con su mamá, ambas se muestran más amorosas y han generado mayor confianza. El socializar y externar sus emociones han hecho de Adriana una niña segura, participativa y líder.

Con tu apoyo más niñas y niños pueden experimentar los mismos cambios que Adriana ¡Te necesitan!

Cuando se le pregunta que quisiera ser de grande Adriana responde que maestra, porque quiere enseñar a los niños para que aprendan a leer mejor como ella mejoró su lectura en la ludoteca.

 

boton-blog